Limpiar la energía negativa

Limpiar la energía negativa

Limpiar la energía negativa

Limpiar la energía negativa con estos rituales que ayudarán no sólo a sentirse mejor sino a ganar profunda energía positiva.

Limpiar la energía negativa es un paso primordial y principal para encarar las cosas que nos suceden desde otra perspectiva. En un estado de abatimiento, depresión, dolor y tristeza es muy difícil proyectarse hacia el futuro; necesitamos primero desprendernos de esto para que desde una actitud más limpia y pura dispongamos de buena energía positiva para encarar el día de mañana, el trabajo, los compromisos, las dificultades laborales o afectivas, la enfermedad, la soledad y toda la variada gama de imprevistos que con que la vida pone a prueba nuestra templanza.

Limpiar la energía negativa con la vela de intención:
Necesitará los siguientes elementos para este hechizo:

  • Meditar
  • Un Círculo de protección
  • Una Vela amarilla (también puede ser usada una vela roja)
  • Piedras para amplificar las energías, por ejemplo, el jaspe rojo y Hematites
  • Hierbas: Pimienta blanca en polvo o pimienta en granos previamente molida
  • Un trozo de tela de color violeta.

-Para Limpiar la energía negativa carga la vela con tu intención, lo que deseas lograr, tu meta. Este paso, llamado de “Mejoramiento Emocional” es necesario hacerlo con la mejor actitud posible, dejando por un momento todo sentimiento negativo y de pesar que tengas.
-Invoca a tu deidad elegida (Dios, la fuente original, la Virgen, un santo de tu devoción, la inteligencia universal, seres de luz, ángeles…lo que sea tu creencia más firme y devota!)
-Meditar unos momentos para reunir tu energía, y emitir tu círculo de protección*

*El círculo de protección es casi obligatorio en todos los hechizos,  EN ESTE ARTÍCULO puedes aprender como trazarlo y como abrirlo luego. Como posiblemente no tengas una varita mágica (áthame) o alguno de los otros elementos, puedes hacerlo con tu dedo índice a modo figurativo pero diciendo las palabras que corresponden.

Enciende la vela y visualiza que tu objetivo se logra dentro de la llama. Dices:
“Sobre esta noche bendita Pido a Dios / (Nombre de tu deidad)) si podría, Gran Dios,  escuchar mi súplica. Coraje y serenidad es lo que busco, para expulsar mis sentimientos de depresión y estrés, esto es lo que te pido. Llena mi corazón con confianza, orgullo y felicidad. Este es mi ruego Que así sea “
Das las Gracias a tu deidad cuando el hechizo se ha completado.
Deja consumir la vela completamente y guarda un trocito de la cera resultante envolviéndolo en la tela violeta. Colócala cerca de donde duermes.
Este simple encanto hará crecer en ti un sentimiento completamente distinto al que traías antes de realizarlo. Verás las cosas desde otra perspectiva y sentirás una fuerte presencia positiva motivándote de allí en más. Cada vez que quieras Limpiar la energía negativa, realiza este ritual de nuevo para que te permita continuar luchando por lo que más anhelas.

Limpiar la energía negativa con las velas de vainilla:
Para este hechizo precisarás los siguientes elementos:

  • 5 velas blancas
  • Esencia comestible de vainilla o aceite esencial de vainilla
  • Un recipiente con agua salada

-Configura tu altar como mejor te parezca con los elementos habituales para un altar de rituales, esto es, colocando algunas flores, un objeto sagrado como un crucifijo, algunas piedras como cuarzos, elementos naturales como un pocillo con agua, un poco de tierra, un incienso para simbolizar el poder del aire, hierbas u hojitas con propiedades mágicas, etc.
Si puedes colocar todo ello mejor, pero bastará con algún detalle para configurar así una ceremonia ritual.
-Traza tu círculo de protección.
-Frota las velas con la esencia/aceite de vainilla (siempre desde la base hacia la mecha)
Después de invocar a los elementales de la naturaleza que conforman el agua (puedes llamarlos seres del agua) ofrece unas primeras oraciones y ofrece una taza / recipiente con agua salada, ya sea del mar o salada en casa. Ahora toma una de las velas con aroma de  vainilla con ambas manos e infundir con una energía de color crema. Continúa hasta que se caliente al tacto.
Dices tres veces: “Esta vela de vainilla va a limpiar la energía negativa, llevándose lo malo lejos, la mantendrá lejos de mí todos los días.” Repetir esto con cada vela  y luego encenderlas  y dejar que se quemen, pulsando una energía tranquilizadora, radiante, clara, calmante, a través de ti y de todo tu hogar.
Una vez que se quema la última vela cierras el encanto diciendo: “Malum est. Bene locari. Victus est a luce ad tenebras.” (Que significa algo así como “El mal retrocede. El bien ocupa su lugar. La oscuridad es vencida por la luz.”)

Limpiar la energía negativa con la varita de lavanda:
Vas a necesitar:

  • -Una Varita de lavanda
  • -Una vela azul

La varita de lavanda se confeccionaba antiguamente con una ramita de abedul en la que se mezclaba una pulpa de lavandas silvestres junto con barro y otras hierbas, se hacía una cocción hasta que la mezcla endurecía y forraba la ramita como si fuese un revestimiento cerámico.
Puedes omitir este trabajoso paso (a menos que tengas alma de artesana) y simplemente a una rama lo suficientemente recta la bañas con aceite de lavanda hasta impregnarla bien y la dejas secar (el libro de los rituales agregaría: secar bajo un roble, bajo la luna llena, apuntando hacia el Este hasta la salida del sol)
-Una vez que tengas lista tu varita, traza un círculo de protección toma tu varita en la mano y decir lo siguiente:  
“Aire y los seres del aire a mi alrededor, Se llevarán de aquí males y veneno. Con una varilla de lavanda en la mano seré purificado. Aire en mí y el aire alrededor de mi casa, con esta varita en la mano ahora te limpiarás. Señor de los cuatro vientos  déjame limpiar la energía negativa, ayúdame a limpiar el aire que respiro “
Ahora  abres el círculo, sales y lo cirras con las palabras indicadas y empiezas a caminar por la casa y en cada habitación dibujas en el aire un pentáculo 3 veces,  diciendo: Por los poderes del aire destierro todo mal, toda negatividad, que esto me purifique y que el aire se vuelva limpio. Que así sea”
Ahora enciendes la vela azul para terminar de limpiar la energía negativa. Una vez que se consuma la vela arroja la cera que quede en algún lugar lejos de tu casa.


Dejame tus Comentarios

This blog is kept spam free by WP-SpamFree.