Qué hacer con los restos de los encantos

Qué hacer con los restos de los encantos

Qué hacer con los restos de los encantos

Qué hacer con lo que queda de un ritual? Dónde tirar la cera de las velas? Debo tirarla, quemarla o enterrarla? Hoy intentaremos responder a todo ello.

Qué hacer con los restos de elementos que participan de un ritual es algo que mucha gente desconoce e incluso le quita importancia. Esto no sólo hará que el hechizo no funcione, sino que es considerado de mala suerte.
Hay que respetar todos los pasos de un ritual, incluyendo qué hacer con el hechizo y como eliminar sus restos.
Las personas luego se lamentan porque sus rituales no funcionan, pero la mayoría de las veces es o porque no se usaron los ingredientes, cantidades y procedimientos indicados y no se observaron luego las formas de eliminar los desechos. No es un paso menor.
Por ejemplo, una conclusión de ritual muy común es “dejar un paquete u objeto en cierto lugar y alejarse sin mirar atrás.” Mucha gente no lo cumple y el volverse a mirar revela debilidad, falta de fe o voluntad, luego, el hechizo no funciona para nada.

Vamos a desarrollar detenidamente Qué hacer con los restos de cada cosa, pero en líneas generales podemos establecer que:

  • Si quieres mantener algo cercano, enterrarla en tu patio trasero.
  • Si deseas atraer algo, enterrarlo bajo el paso de la puerta delantera.
  • Si quieres destruir su influencia, quemarlo.
  • Si quieres que se aleje y se hunda, echarlo en agua corriente.
  • Si deseas dispersar a cierta distancia, dejarlo en un cruce de caminos.
  • Si desea corregir una influencia, va entre en un patrón de cinco puntos.
  • Si quieres que funcione por medio de espíritus, enterrarlo en un cementerio.
  • Si deseas ocultar su punto de origen, ocultarlo en un árbol.
  • Si quieres que funcione en secreto, se la entregará en la comida o bebida. Si quieres que funcione a hurtadillas, esconderlo en la ropa o en los objetos.
  • Si quieres su influencia para comenzar o fortalecer, a la basura hacia el  Este.
  • Si deseas su influencia para poner fin o debilitar, a la basura hacia el Oeste.
  • Si deseas su influencia para subir y bajar cíclicamente, flotar en un estuario o lago.

Esta es la primera entrega de Qué hacer con los restos de los rituales y con ciertos objetos resultantes del ritual o hechizo, como una figura, una botella, una bolsa o ciertos materiales.
Iremos desglosando en sucesivas entregas estos temas:

  • 1-Enterrar en tierra en tu patio o en tu casa.
  • 2-Enterrar en la casa o terrenos del destinatario o enemigo.
  • 3-Distribución en alimentos y bebidas.
  • 4-Distribución en ropas, objetos e incluso vía mascotas.
  • 5-Disposición o despliegue en un cruce de caminos.
  • 6-Despliegue en un cruce artificial, tresbolillo o cosmograma.
  • 7-Entierro en un cementerio.
  • 8-Despliegue en un árbol.
  • 9-Disposición en aguas corrientes.
  • 10-Eliminación por fuego.
  • 11-Almacenamiento de elementos y conservación.

¿Interesante verdad? ¡Ya lo creo!
La magia debe entenderse como una pieza de engranajes en donde cada cosa cumple su función y es parte importante e ineludible, pues de otro modo los encantos nunca funcionarán. Tan importante son los ingredientes, como el procedimiento y Qué hacer con lo obtenido y con los restos que quedasen o sobraran.

Veamos el capítulo nº1, Enterrar en tierra en tu patio o en tu casa:

El entierro en la tierra es una forma común de fijar un truco o sellar los resultados de un hechizo para que siga funcionando. Entierro en Tierra es también, en algunos casos, la forma prescrita para disponer de elementos rituales sobrantes después de que un hechizo se ha realizado. Los objetos enterrados en la tierra como parte de un truco suelen ser envueltos y atados en un paquete o se colocan en una bolsa con cordón antes de ser enterrados para mantener la integridad y la duración de su influencia – a no ser que el propio truco es un hechizo de botella, en cuyo caso el botella hace una doble función como contenedor. Envolver en papel de aluminio es una variación moderna de estas costumbres más antiguas; algunas personas incluso entierran en recipientes Tupperware! Lo importante es que si el ritual indica que el objeto resultante, el hechizo en sí, debe ser enterrado, se haga en algún material resistente, excepto rituales en que debe enterrarse una bolsa.
Cuando son restos, como cera de velas o carbones de incienso, deben enterrarse en algo simple, como una tela lisa o una bolsa de papel madera.

Si la intención de un hechizo que has trabajado es buena y se trata de cuestiones alrededor de tu propio hogar o negocio, como bendición, amor o la protección mágica, tú puedes fijar el hechizo mediante el entierro en el patio o el jardín delantero. Por ejemplo, cuando dos piedras imán se utilizan para dibujar un amante para ti, pueden estar envueltos en tela, atadas en un paquete, y las entierras cerca de la puerta para que esa persona entre a tu casa.
Una piedra imán pero para el dinero, puede ser enterrada en frente de un negocio de la misma manera; por lo general se acompaña de una “ofrenda  inicial” de monedas u otros símbolos de fortuna y billetes de dólar – y luego “alimentado” con arena magnética antes de que se envuelva.

Algunos hechizos que se trabajan por la magia del amor implican enterrar las preocupaciones personales de tu compañero en el patio trasero. En estos casos el propio hechizo es trabajado por medio de enterramiento en la tierra, por lo que no están disponiendo del hechizo que queda sino el despliegue de los elementos que componen el hechizo. El hechizo de  entierro en tierra más conocido realizado por el bien del amor es, probablemente, uno en el que un hombre o una mujer toman la ropa interior sucia de su cónyuge, la ata en un nudo, y la entierra en el patio trasero para asegurar fidelidad marital. Esta es una forma de “vinculación a la naturaleza” o la limitación en la capacidad de un cónyuge para que cometa adulterio.

Después de trabajar un hechizo que se refiere a tu propio hogar o negocio, puedes disponer de cualquier material remanente como polvos sobrantes, charcos de cera de la vela, o cenizas de incienso quemado  envolviéndolos en un paquete de tela o papel y enterrarlos en tu patio. Una bolsa de amuletos que se descarta porque ya no se necesitaba de su ayuda también se puede enterrar en el patio.
Por último, el agua de baño y lavado de pisos usado en limpiezas rituales a menudo se lanzan hacia el Este al amanecer en el patio delantero. Aunque esto no es un “entierro” de por sí, los líquidos penetran en el suelo y siguen trabajando para ti en la casa.
Qué hacer con los restos de hechizos negativos? Pues nunca enterrarlos en tu casa! Veremos después que hacer con ellos.
Resumiendo, vemos que las cosas que se entierran en tierra en la propia casa, propiedad o negocio, son basados en rituales buenos, positivos o limpios, sea para tener dinero y salud, amor y familia, abundancia y ventas, paz y alegría y cuando se hacen purificaciones o limpiezas energéticas.

Veremos mañana los capítulos nº2, 3 y 4 de esta guía sobre qué hacer con los objetos de hechizos y los restos que queden de los mismos….¡hasta mañana!!


Comments
  1. Posted by Tiziana Prado
  2. Posted by Marycarmen
  3. Posted by Tiziana Prado
  4. Posted by Ceci
  5. Posted by Mary
  6. Posted by Tiziana Prado
  7. Posted by Mary
  8. Posted by Tiziana Prado
  9. Posted by Mary
  10. Posted by Tiziana Prado
  11. Posted by Vida
  12. Posted by Tiziana Prado
  13. Posted by Mercedes
  14. Posted by Tiziana Prado
  15. Posted by Esmeralda
  16. Posted by Tiziana Prado
  17. Posted by Luisa
  18. Posted by Tiziana Prado
  19. Posted by Mariadelcarmen JimenezMaldonado

Dejame tus Comentarios

This blog is kept spam free by WP-SpamFree.